viernes, 29 de agosto de 2014

Frosting de queso fabuloso

Este frosting tiene muchas cosas buenas: no se usa azúcar glas, es muy espeso y sabe poco a queso. Se trata de una bechamel dulce a la que se le añade queso philadelpia, pero el sabor del queso queda muy disimulado y prevalece cualquier otro que le pongamos.

Lo he copiado de El Rincón de Bea y he adaptado la receta a la thermomix.

Lo he usado para hacer mi tarta de cumpleaños, decorada como el juego Candy Crush que me encanta. Como todo lo relacionado con el juego es de colores rosas, he hecho dos bizcochos, uno de ellos con colorante rosa, los he calado con almíbar, he rellenado con ganache de chocolate y he cubierto del frosting al que le añadí sirope de fresa y colorante rosa.

jueves, 21 de agosto de 2014

Onades de xocolata


En realidad el pastel se llama Ruffle cake pero la semana pasada ya publiqué otra tarta que se llama Ruffle milk pie y he decidido cambiarle el nombre. Debe ser que con tanta playa me ha dado por hacer pasteles en forma de onda. Con las canciones del lápiz de memoria que conecto a mi coche me pasa algo parecido, cuando aparece el título en la pantalla de la radio mis hijos me dicen que esa canción no se llama así, y yo les contesto que como es mi coche le pongo como a mi me parece a la canción.

sábado, 16 de agosto de 2014

Bownie a la mode

Hace más de dos años que tengo el blog ¡ y no había publicado ninguna receta de brownie !

Es un postre infalible si a los comensales les gusta el chocolate.


miércoles, 13 de agosto de 2014

Ruffle milk pie

Pienso que la traducción sería algo así como pastel rizado de leche.

Es una tarta que queda preciosa con poco trabajo, así que quedas como una reina cuando tienes invitados. Se puede hacer exactamente igual pero sin añadirle el cacao, pero en mi casa para triunfar los pasteles tienen que llevar la palabra chocolate en el título.


Sobre todo, me ha gustado del pastel, la textura crujiente de las capas de masa filo que no quedan cubiertas por la crema, y aunque está rico no lo pondré en el top ten de mis pasteles preferidos.

sábado, 9 de agosto de 2014

Tarta de trufa y nata


Esta tarta es una adaptación del blog de canecositas, he hecho algunos cambios porque a mi no me gusta mucho seguir las recetas al pie de la letra.

Es ideal para el verano, porque es una tarta que se sirve fresca, porque no necesita horno y se hace en un momento y porque en mi casa cualquier postre que lleve chocolate siempre triunfa.

Menos mal que el postre ha sido del gusto de mis hijos, ya que después de obligarles a comer un trozo de pastel salado de crepes con pollo y espinacas estábamos a punto de una rebelión.


lunes, 28 de julio de 2014

Tarta mágica de chocolate

Acumulo recetas en la carpeta de pendientes a un ritmo mucho mayor del que consigo hacerlas.
Cada vez que en un blog, en facebook o en una revista veo una receta que me llama la atención la copio y la guardo en el ordenador, la carpeta llegó a contener tantos archivos que no conseguía encontrar lo que quería y el año pasado le tuve que hace subcarpetas por categorías.


jueves, 24 de julio de 2014

Tarta mouse de limón

Cuando yo era pequeña y en algún sitio donde íbamos a comer me decían que parte del pollo me gustaba yo le preguntaba a mi madre y ella contestaba que la pechuga. Con el tiempo aprendí que esa parte que a mi trozo preferido se llamaba pechuga y si me decían que trozo del conejo ( o del cordero ) quería también contestaba que la pechuga.

A mis hijos, que ya son grandecitos, les pasa algo parecido. Cuando hago un postre que no sea la típica tarta de chocolate - por ellos el pastel siempre sería de chocolate- me preguntan antes de pedirse un trozo ¿mamá, a mi me gusta este pastel? y yo, depende del día les contesto de una manera u otra.

Opción A- claro que te gusta, hijo.
Opción B- no te gusta nada, está malísimo, yo de ti ni lo probaría ( que así tocamos a más)

Hoy a la hora del postre cuando saqué la tarta me decanté por la respuesta A, la probaron y evidentemente que se la comieron.

Esta tarta la hice para llevarla a casa de unos amigos que nos habían invitado a cenar y cuando crucé la puerta me decían que no podía haberla hecho yo, que seguro que era comprada. Me pasa muchas veces, algún postre que yo considero muy sencillo o a veces una decoración a la que le encuentro un montón de fallos y luego los no iniciados en la materia cuando la ven opinan que es una maravilla.

Esta es una tarta refrescante y ligera ideal para el verano