domingo, 16 de marzo de 2014

Bizcocho con lemon curd y chartreuse

Éste es un bizcocho espectacular, muy sencillo pero con un sabor increíble y una textura maravillosa.


No deja de ser una variante del típico bizcocho de yogur que todo el mundo ha hecho alguna vez, pero el Chartreuse le da un sabor que no se identifica pero que le aporta aroma y el lemon curd empapa el bizcocho y lo deja muy jugoso.

Incluso a mis hijos y a mi marido, que siempre me piden pasteles de chocolate, les ha encantado.

El Chartreuse es muy típico de Tarragona, pues unos monjes franceses instalaron una destilería en la ciudad a principios del S.XX y lo elaboraron hasta el 1990.

La receta original, de Gastronomía&Cía, lleva licor de plátano, pero yo no tenía la primera vez que lo hice y el Chartreuse amarillo me pareció que al tener el mismo color me podía servir igual, y la verdad es que fue un acierto. Luego lo he repetido con licor de plátano, y aunque no le da sabor a plátano y también estaba muy rico,  me quedo con la primera opción.


Ingredientes
4 huevos,
1 yogur natural 
260 gramos de harina de repostería
200 gramos de azúcar
1 sobre de levadura
120 gr1 de aceite de girasol
50 ml de Chartreuse amarillo o 100 mililitros de licor de plátano
300 gramos de lemon curd
almendras laminadas para cubrir
azúcar para espolvorear 
Elaboración
Poner la mariposa en la thermomix y montar los huevos con el azúcar, 2 minutos velocidad 4. 
Añadir la harina tamizada con la levadura, el yogur, el aceite y el licor. Mezclar unos segundos velocidad 6 y 2 minutos velocidad espiga.
Forrar un molde con papel de horno y verter la mitad de la masa del bizcocho, introducir en el horno a 200ºc y al meterlo baja a 180º C. Pasados 15 minutos sacar del horno, cubrir toda la superficie con lemon curd, y verter con cuidado la otra mitad de la masa. Añadir las almendras laminadas y espolvorear con azúcar.

Bajar la temperatura a 160º C y hornear unos 20 minutos más. 
Dejar enfriar el bizcocho antes de desmoldar.

Licencia de Creative Commons
somnisdexocolata by Estela Martínez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported License.

sábado, 8 de marzo de 2014

Tarta Sacher

Éste es un clásico en el mundo de las tartas, la famosa tarta Sacher de Viena.


Como la receta de la auténtica es secreta existen cientos de versiones de la receta y después de investigar entre las diferente posibilidades me ha costado decidirme por una de ellas. Finalmente me he decidido por la de Velocidad cuchara, que sus recetas siempre salen bien.

Y el resultado ha sido espectacular. Ha quedado riquísima y entre las visitas esperadas, las inesperadas, y los que hemos repetido ración, sólo nos ha quedado un trocito para el desayuno de mañana.

Hoy además estoy muy contenta porque he encontrado mi pala de servir que creía perdida durante la mudanza. ¿ qué donde estaba? en el fondo del cajón de los cubiertos, o sea, que en algún momento debí
sacarla de una caja y ponerla allí, pero no me acordaba.
Es la mejor pala de servir del mundo, corta y sirve, y he intentado sin éxito comprar una igual durante dos meses, pero no tienen en ningún sitio.


BIZCOCHO

6 claras de huevo

40gr de azúcar

1 pellizco de sal


200gr de chocolate fondant

120gr de mantequilla

150gr de azúcar

6 yemas de huevo

120gr de harina de repostería

1 cucharadita de levadura química

50 gr de coñac


1.- Coloca la mariposa en las cuchillas y agrega al vaso las claras, los 40 gr el azúcar, la sal y mezcla 4 minutos en velocidad 4. Reserva en un bol y retira la mariposa.

2.- Sin lavar el vaso, añade el chocolate y trocéalo 5 segundos en velocidad progresiva 5-10.

3.- Agrega la mantequilla y el azúcar y programa 4 minutos, 37º, velocidad 2. Comprueba que está todo bien fundido y con la espátula rebaña bien las paredes del vaso.

4.- Programa velocidad 4 sin tiempo ni temperatura y ve incorporando el coñac y las yemas de una en una a través del bocal.

5.- Añade la harina y la levadura. Programa 10 segundos en velocidad 2 y medio y termina de envolver con la espátula agregando el merengue reservado. Mezcla con cuidado.
6.- Vierte la mezcla en un molde de 22cm de diámetro engrasado y hornea 45 minutos a 180º. Saca y deja enfriar

RELLENO:

Mermelada de frutos rojos de Ikea, o cualquier otra que nos guste
La mitad del chocolate de la cobertura

COBERTURA:


250gr de chocolate fondant

80gr de mantequilla


80gr de agua

1.- Pon en el vaso el chocolate y trocéalos 15 segundos en velocidad progresiva 5-10.

2.- Agrega el agua y programa 4 minutos, 37º, velocidad 2.

3.- Incorpora la mantequilla y vuelve a programar 4 minutos, 37º y velocidad 2. Comprueba que queda una mezcla homogénea.

MONTAJE:

1.- Gira la tarta si por la parte de arriba no ha quedado del todo plana y córtala en tres.
2.- Rellena una capa con la mermelada
3.- Tapa, rellena la otra capa con la mitad de la crema de chocolate de cobertura
4.- Tapa y cubre con el resto del chocolate de cobertura por arriba y por los laterales. Deja en la nevera para que se endurezca el chocolate.






Licencia de Creative Commons
somnisdexocolata by Estela Martínez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported License.

domingo, 16 de febrero de 2014

Pastel de zanahoria con frosting de queso

La excusa para hacer este pastel es que tenía unas zanahorias de azúcar que compré en NY, y me parecía que la decoración tenía que ir a juego con el interior. Así que pastel de zanahoria decorado con zanahorias.
La tela de fresitas de color naranja que sale de fondo en algunas fotos también es de NY, todo naranja y americano.

Aunque con la encimera roja súper chula que tengo ahora casi que ni hace falta poner telas de fondo en las fotos.


Lo mejor de todo, es que este pastel no lo he hecho para ninguna celebración ni evento, y como no tenía invitados en la mesa esperando que saliera el postre me he podido dedicar a hacerle fotos de todas las maneras: entero, cortándolo, a medio cortar, a un trozo en el plato… 38 fotos le he dedicado al pastel, más que a mis hijos anoche que también les hice fotos estrenando habitación, pero a ellos sólo 16 entre los dos.



La receta es una adaptación de la receta de la felicidad.


Ingredientes

150 gr. de harina

50 gr. de azúcar moreno)
150 gr. de azúcar blanco

1/2 sobre de levadura química

1/2 cucharadita de bicarbonato

una pizca de sal

1 pizca de canela
1 pizca de gengibre

100 gr de aceite de girasol

300 gr. de zanahoria rallada o picada

150 gr. de almendras molidas con piel
 o nueces picadas
5 huevos

10 ml. de licor amaretto 

Triturar la zanahoria, debe quedar muy picadita o rallada, pero no hecha puré. Yo le he picado 20 segundos velocidad 5 con thermomix. Reservar un poco de zanahoria  rallada para la decoración.

Mezclar en un cuenco la harina, el azúcar moreno, el Royal, bicarbonato y la almendra molida. La próxima vez probaré a cambiar la almendra por nueces a trocitos pequeños. ,

Batir los huevos con la pizca de sal hasta conseguir que tripliquen el volumen, cuando empiecen a montar, ir añadiendo el azúcar blanco. Si lo hacéis con thermomix, poner la mariposa y programar 5 minutos 37º vl. 3 1/2 cuando acabe volver a ponerlos 5 minutos mas sin temperatura y le vas poniendo poco a poco el azúcar.

Añadir el aceite y el licor mezclar unos segundos y añadir ahora la mezcla de la harina.

Cuando todo este bien integrado, añadir la zanahoria que tenemos reservada y unirla bien con la espátula.

Forrar con papel de horno dos moldes de large cake o un sólo molde redondo y añadir la mezcla del pastel. Si lo hacéis sólo en un molde después tendréis que partirlo en dos para poder rellenar.

Meter al horno,a 170º  con aire y calor arriba y abajo unos 40 minutos si son dos moldes y un poco más si sólo es uno.
Cuando esté cocido dejar unos 10 minutos en el horno,  sacar, desmoldar y dejar enfriar.


  

Ingredientes para el frosting:
300 grs de queso crema tipo Philadelphia a temperatura ambiente
250 grs de azúcar glass.

50 grs de mantequilla a temperatura ambiente

200 ml de nata líquida.

Montar la nata y reservar.
Poner la mantequilla y el queso crema en un bol, batir hasta mezclar con unas varillas. Continuar añadiendo el azúcar. Añadir en varias veces la nata que habremos montado previamente y la iremos incorporando a la masa de forma suave y con ayuda de unas varillas. 


Una vez frío el pastel, rellenar y cubrir con una capa de frosting.
Meter en la nevera en pastel y el frosting, dejar enfriar un par de horas y acabar de cubrir con otra capa. 

Decorar con un poco de zanahoria rallada o como más nos guste. Dejar en la nevera para que acabe de coger consistencia la crema.



Licencia de Creative Commons
somnisdexocolata by Estela Martínez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported License.